Bienvenida   >  Cuidado de las articulaciones, de los huesos y de los músculos  >  Las 5 contraverdades que...
10-10-2018

Las 5 contraverdades que circulan sobre la artrosis

journée de l'arthrose Las estadísticas son asombrosas: un individuo que vive en un país rico tendría un 25 % de probabilidad de verse afectado a lo largo de su vida por artrosis de cadera 1 y un 45 % por artrosis de rodilla 2. Y a pesar de estos riesgos tan elevados, hay muchas falsas afirmaciones que parasitan la prevención y el tratamiento de la enfermedad.

La artrosis es fruto de un desgaste normal asociado al envejecimiento

¿Es la artrosis una consecuencia normal e inevitable del envejecimiento? Muchos jóvenes tienen tendencia a pensar esto, y se equivocan. En realidad, es una enfermedad crónica asociada a una degeneración anormal de los cartílagos. Al igual que en la mayoría de otras enfermedades degenerativas (diabetes, esclerosis lateral amiotrófica, enfermedad de Alzheimer), hay una asociación cierta con el estrés oxidativo, este desequilibrio entre la presencia de derivados reactivos del oxígeno (a menudo denominados radicales libres en los medios de comunicación) y la capacidad del organismo para protegerse de éstos. En el caso de la artrosis, la mayoría de estos derivados son producidos por los condrocitos (las células de que está compuesto el cartílago) y están directamente implicados en la degradación del cartílago y del líquido sinovial 3,4. Ahora bien, este mecanismo patológico no tiene nada que ver con el envejecimiento normal del organismo. Es el resultado complejo de un conjunto de factores, algunos de los cuales son evitables: los microtraumatismos repetidos, los movimientos repetitivos, la sobrecarga asociada a un exceso de peso o la falta de actividad física 5,6.

Una cosa es segura: creer que la artrosis es consecuencia del envejecimiento lleva a un cierto fatalismo y no incita a tomar las medidas preventivas adecuadas. ¡Y estas medidas existen!

La artrosis se transmite de generación en generación

Si bien es cierto que la artrosis presenta un componente genético cierto, la parte de los factores genéticos en la probabilidad de aparición de la enfermedad (se habla de heredabilidad) es bastante moderada en comparación con otras enfermedades “hereditarias”. Esta heredabilidad se estima entre un 40 y un 65 % en el caso de la artrosis 7, frente a un 60 a un 80 % para la enfermedad de Alzheimer8. A modo de comparación, la heredabilidad del cáncer de pulmón, en gran medida atribuible al consumo de tabaco, no es más que un 8 %9. Y entre las formas de artrosis, hay algunas que son más heredables que otras: la artrosis de espalda (70 %), la artrosis de manos (65 %) y la artrosis de cadera (60 %) van por delante de la artrosis de la rodilla (40 %), que es por tanto la forma más fácil de evitar 10.

En todos los casos, tener un padre o una madre que padece artrosis no significa que usted vaya a verse afectado(a) a su vez, pero le convierte en una persona en riesgo. Debido a que usted tiene anomalías genéticas que aumentarán la probabilidad de aparición de la enfermedad (especialmente mutaciones asociadas con una buena composición del colágeno), usted debe estar todavía más alerta ante factores medioambientales (exceso de peso, actividad física, alimentación, estrés) y maximizar sus probabilidades de evitar la enfermedad.

La radiografía permite un buen diagnóstico de la enfermedad

Para el 90 % de las personas que padecen artrosis, los primeros signos de la enfermedad se manifiestan en primer lugar por dolores inhabituales y anodinos, al agacharse, al subir las escaleras, al acostarse o al manipular objetos 11. Pero no es hasta tres años más tarde, como media a la edad de 50 años, cuando se enteran de que tenían artrosis.
Este retraso se explica en parte por la incapacidad de las radiografías para detectar los estadios precoces de la enfermedad: cuando el médico llega a saber algo, la enfermedad ya está avanzada. Se ponen de manifiesto anomalías óseas características de la artrosis (osteofitos, deformaciones, pinzamientos) pero se dejan de lado daños infligidos al cartílago, a los ligamentos y a la membrana sinovial.
Unos estudios 12,13 han mostrado que este tipo de examen no era fiable para diagnosticar la artrosis y que podría retrasar los tratamientos en un estadio todavía precoz de la enfermedad. Desafortunadamente, ni la resonancia magnética, ni las pruebas bioquímicas son todavía suficientemente fiables para garantizar el diagnóstico: por tanto hay que fiarse del dolor, que sigue siendo hoy en día el marcador más precoz de la artrosis, y no esperar a que ésta se haga crónica antes de actuar y de consultar.

Hay que proteger sus articulaciones de las actividades físicas

¿Quién correría el riesgo de fragilizar más unas articulaciones dolorosas practicando una actividad física? Desgraciadamente, demasiadas personas que padecen artrosis.
Al contrario de lo que se pueda pensar, la actividad física puede ser tan eficaz como los medicamentos analgésicos 14, con menos efectos secundarios. Al reducir la inflamación, al mejorar la capacidad funcional de la articulación y al corregir los problemas eventuales de sobrepeso, ésta alivia los dolores de manera eficaz. De hecho, la principal dificultad es ponerse a ello: con el pretexto de ser demasiado mayores, a demasiadas personas les falta en realidad confianza en el momento de decidirse. Sin embargo, salvo actividades que requieren cambios de apoyo brutales, casi todos los tipos de ejercicio tienen un efecto positivo en la artrosis: los ejercicios acuáticos 15, el ciclismo 16, los ejercicios aeróbicos 17, los ejercicios de fuerza 18, 19, así como los ejercicios de alta o de poca intensidad 20, 21.
Pero lo que es importante sobre todo es practicar una actividad, ya que cuanto más le gusta a la persona la actividad que practica, más disminuye el dolor 22.

No se puede hacer nada para aliviar la artrosis

La artrosis lleva asociada a ella una imagen de fatalidad contra la que no se puede hacer nada. Sin embargo, incluso aunque todavía no haya un tratamiento que permita curarse completamente, hay muchos medios de aliviarla. Y el simple hecho de no darse por vencido, de continuar sus actividades diarias a pesar de los dolores, de no ceder al negativismo, son ya formas de tratamiento eficaces 23.
Entre las otras formas, y dejando aparte la actividad física de la que ya se ha hablado, figuran numerosos tratamientos alternativos con medicamentos analgésicos, a los que se considera cada vez más limitados y potencialmente peligrosos. Se cuentan en primer lugar los tratamientos a base de plantas y los otros tratamientos naturales validados científicamente:
    El gel de Árnica, eficaz en aplicación para aliviar el dolor y mejorar la movilidad 24.
    El extracto de Cayena (Capsicum frutescens) que, debido a su contenido de capsaicina, forma parte de las recomendaciones internacionales para aliviar la artrosis de rodilla 25.
    El extracto de Boswellia serrata, que figura entre los productos de salud naturales más empleados actualmente 26 (ofrecido por Supersmart con el nombre de Super Boswellia).
    El extracto de garra de diablo (Harpagophytum procumbens), que muestra una capacidad para reducir la inflamación y para mejorar la movilidad de las articulaciones 25 (ofrecido por Supersmart con el nombre de Super Harpagophytum).
    La glucosamina, que el organismo produce naturalmente y que alivia los dolores ralentizando la evolución de la artrosis 27, 28 (ofrecido por Supersmart con el nombre de NAG 500 mg – N-acetilglucosamina).
    La condroitina, constituyente esencial del cartílago, también capaz de calmar los dolores y de frenar la evolución de la enfermedad (al contrario de los analgésicos AINE – antiinflamatorios no esteroideos- que tienen la tendencia a acelerar la progresión de la artrosis) 29-31 Ésta se ofrece en Supersmart con el nombre de Chondroitin Sulfate 95% .
Sin olvidar asimismo las técnicas de fisioterapia (la crioterapia8, la electroterapia9, la balneoterapia10 y la acupuntura11), así como ciertas prácticas (el tai chi12, el yoga13 y los masajes) cuyo interés aumenta de año en año.

En realidad, no faltan las terapias eficaces contra los dolores: la mayoría de las veces lo que falta es dar el paso y aceptar el hecho de que algunas de éstas le van mejor que otras… ¿Cuáles ha probado ya usted?



> Fuentes:
1. Murphy LB, Helmick CG, Schwartz TA, Renner JB, Tudor G, Koch GG, et al. One in four people may develop symptomatic hip osteoarthritis in his or her lifetime. Osteoarthritis
2. Cartilage 2010;18:1372-9.3 Murphy L, Schwartz TA, Helmick CG, Renner JB, Tudor G, Koch G, et al. Lifetime risk ofsymptomatic knee osteoarthritis. Arthritis Rheum 2008;59:1207-13
3. Rathakrishnan C., Tiku K. et al. Release of oxygen radicals by articular chondrocytes: A study of luminol-dependent chemoluminescence and hydrogen peroxide secretion. J. Bone Miner. Res. 1992;7:1139–48.
4. Henrotin Y. Deby-Dupont G., et al. Production of active oxygen species by isolated human chondrocytes. Br. J. Rheumatol. 1993;32:562–7.
5. Alcaraz MJ, Megias J et al. New molecular targets for the treatment of osteoarthritis.Biochem Pharmacol. 2010;80:13–21.
6. Henrotin Y, Kurz B, Aigner T. Oxygen and reactive oxygen species in cartilage degradation: friends or foes? Osteoarthritis Cartilage. 2005;13:643–54.
7. Cristina Rodriguez-Fontenla & al. Genetics of Osteoarthritis. Reumatol Clin.2015;11:33-40
8. Gatz M et al. Role of genes and environments for explaining Alzheimer disease. Archives of General Psychiatry. 2006; 63:168-74.
9. Braun MM et al, A cohort study of twins and cancer ? Cancer Epidemiol Biomarkers Prev July 1995 4; 469
10. T.D. Spector,A.J & MacGregor, Risk factors for osteoarthritis: genetics, Osteoarthritis Cartilage. 2004; 12:39-44
11. Hensor EM, Dube B, Kingsbury SR, Tennant A, Conaghan PG, Toward a Clinical Definition of Early Osteoarthritis: Onset of Patient-Reported Knee Pain Begins on Stairs. Data from the Osteoarthritis Initiative. Arthritis Care Res (Hoboken). 2015;67:40-47
12. Chan Kim & al. Association of hip pain with radiographic evidence of hip osteoarthritis: diagnostic test study. BMJ, 2015; h5983.
13. Kinds MB, Marijnissen AC, Vincken KL, Viergever MA, Drossaers-Bakker KW, Bijlsma JW, et al. Evaluation of separate quantitative radiographic features adds to the prediction of incident radiographic osteoarthritis in individuals with recent onset of knee pain: 5-year follow-up in the CHECK cohort. Osteoarthritis Cartilage 2012;20:548–56.
14. Lee YC, Nassikas NJ, Clauw DJ. The role of the central nervous system in the generation and maintenance of chronic pain in rheumatoid arthritis, osteoarthritis and fibromyalgia. Arthritis Res Ther. 2011;13:211.
15. Roper JA, Bressel E, Tillman MD. Acute aquatic treadmill exercise improves gait and pain in people with knee osteoarthritis. Arch Phys Med Rehabil. 2012;94(3):419–25. [PubMed]
16. Salacinski AJ, Krohn K, Lewis SF, Holland ML, Ireland K, Marchetti G. The effects of group cycling on gait and pain-related disability in individuals with mild-to-moderate knee osteoarthritis: a randomized controlled trial. J Orthop Sports Phys Ther. 2012;42:985–95. [PubMed]
17. Brosseau L, Wells GA, Kenny GP, Reid R, Maetzel A, Tugwell P. et al. The implementation of a community-based aerobic walking program for mild to moderate knee osteoarthritis: a knowledge translation randomized controlled trial: part II: clinical outcomes. BMC Public Health. 2012;12:1073. [BMC]
18. Wang SY, Olson-Kellogg B, Shamliyan TA, Choi JY, Ramakrishnan R, Kane RL. Physical therapy interventions for knee pain secondary to osteoarthritis: a systematic review. Ann Intern Med. 2012;157:632–44. [PubMed]
19. McKnight PE, Kasle S, Going S, Villanueva I, Cornett M, Farr J. et al. A comparison of strength training, self-management, and the combination for early osteoarthritis of the knee. Arthritis Care Res (Hoboken) 2010;62:45–53. [PubMed]
20. Sayers SP, Gibson K, Cook CR. Effect of high-speed power training on muscle performance, function, and pain in older adults with knee osteoarthritis: a pilot investigation. Arthritis Care Res (Hoboken) 2012;64:46–53. [PubMed]
21. Jan MH, Lin JJ, Liau JJ, Lin YF, Lin DH. Investigation of clinical effects of high- and low-resistance training for patients with knee osteoarthritis: a randomized controlled trial. Phys Ther. 2008;88:427–36. [PubMed]
22. Wang SY, Olson-Kellogg B, Shamliyan TA, Choi JY, Ramakrishnan R, Kane RL. Physical therapy interventions for knee pain secondary to osteoarthritis: a systematic review. Ann Intern Med. 2012;157:632–44
23. Creamer P, Hochberg MC. The relationship between psychosocial variables and pain reporting in osteoarthritis of the knee. Arthritis Care Res. 1998;11:60–5. review.
24. Knuesel O, Weber M et al. Arnica montana gel in osteoarthritis of the knee: an open, multicenter clinical trial. Adv Ther. 2002 Sep-Oct;19(5):209-18.
25. Cameron M, Chrubasik S. Topical herbal therapies for treating osteoarthritis. Cochrane Database Syst Rev. 2013 May 31;5:CD010538. Cameron M, Chrubasik S. Oral herbal therapies for treating osteoarthritis. Cochrane Database Syst Rev. 2014 May 22;5:CD002947.
26. Anthoni C, Laukoetter MG, et al. Mechanisms underlying the anti-inflammatory actions of boswellic acid derivatives in experimental colitis. Am J Physiol Gastrointest Liver Physiol. 2006 Jun;290(6):G1131-7.
27. Pavelka K, Gatterova J, et al. Glucosamine sulfate use and delay of progression of knee osteoarthritis: a 3-year, randomized, placebo-controlled, double-blind study.Arch Intern Med 2002 Oct 14;162(18):2113-23.
28. Glucosamine sulfate reduces osteoarthritis progression in postmenopausal women with knee osteoarthritis: evidence from two 3-year studies. Bruyere O, Pavelka K, et al. Menopause. 2004 Mar-Apr;11(2):138-43. Texte intégral : http://care.diabetesjournals.org
29. Reichenbach S, Sterchi R, et al. Meta-analysis: chondroitin for osteoarthritis of the knee or hip. Ann Intern Med. 2007 Apr 17;146(8):580-90.
30. Wandel S, Jüni P, et al. Effects of glucosamine, chondroitin, or placebo in patients with osteoarthritis of hip or knee: network meta-analysis. BMJ. 2010 Sep 16;341:c4675.
31. Glucosamine and chondroitin sulfate. Miller KL, Clegg DO. Rheum Dis Clin North Am. 2011 Feb;37(1):103-18. Review.
32. Hicks JE & Gerber LH (1992) Rehabilitation on the managementof patients with osteoarthritis. In: Moskowitz RW, Howell DS,Goldberg VM and Mankin HJ (eds) Osteoarthritis: Diagnosis and Medical/Surgical Management, pp 427-464.2nd edition.Philadelphia: WB Saunders.
33. Osiri M, Welch V, Brosseau L, Shea B, McGowan J, Tugwell P, et al. Transcutaneous electrical nerve stimulation for knee osteoarthritis. Cochrane Database Syst Rev 2000 ; (4):CD002823.
34. Ahern M, Nicholls E, Simionato E et al (1995) Clinical and psychological effects of hydrotherapy in rheumatic diseases 9: Clinic Rehabilitation 204-12.
35. Takeda W & Wessel J (1994) Acupuncture for the treatment of pain of osteoarthritic knees. Arthritis Care and Research 7: 119-22.
36. Garfinkel MS, Schumacher HR, Jr, Husain A, Levy M, Reshetar RA. Evaluation of a yoga based regimen for treatment of osteoarthritis of the hands. The Journal of Rheumatology.1994;21(12):2341–43.
37. Rouzi Shengelia & al. Complementary Therapies for Osteoarthritis: Are They Effective? Pain Manag Nurs. 2013 Dec; 14(4): 10.1016/j.pmn.2012.01.001.
Encargar los nutrientes citados en este artículo
Super Boswellia 100 mg

Estandarizado al 20% AKBA
El ineludible analgésico que mejora la flexibilidad y el confort articular

ca.supersmart.com
Super Harpagophytum 250 mg

Combate eficazmente los dolores lumbares y artríticos intensos.

ca.supersmart.com
NAG 500 mg

La mejor forma de glucosamina, se debe tomar la condroitina.

ca.supersmart.com
Descubre también
10-10-2016
Las increíbles virtudes polivalentes de la cúrcuma...
En la India, el cúrcuma se utiliza para tratar una gran variedad de indisposiciones entre las que se encuentran problemas digestivos, trastornos inflamatorios, dolores de...
Mas info
10-04-2019
La SAMe, eficaz en la depresión, la...
En un análisis de los estudios publicados realizados sobre la S-adenosil-metionina (SAMe), la Agencia estadounidense para la investigación y la calidad de la sanidad (AHRQ),...
Mas info
31-08-2016
Dolores asociados a la artrosis: desconfíe de...
Hace unas semanas, aparecía un nuevo estudio sobre la gestión de los dolores asociados a la artrosis, una de las tres enfermedades más invalidantes, y...
Mas info
Síganos
Seleccione su idioma
esfren

Gratis

Gracias por su visita, antes de partir

Suscríbase al
Club SuperSmart
Y benefíciese
de ventajas exclusivas :
  • Reciba Gratis nuestra publicatión semanal científica "Nutranews"
  • Promociones exclusivas para los miembros de club
> Continuar